las Recepciones de la conducción de un automóvil en las condiciones de campo
(La parte 2)

En las situaciones más características del adelantamiento es necesario tomar en consideración que el conductor del automóvil adelantado puede, bruscamente habiendo bajado la velocidad, cumplir la vuelta izquierda, sin haber incluido el índice de la vuelta (fig. 33, o ir al adelantamiento, sin haber mirado en el espejo del tipo trasero (fig. 33,). Al adelantamiento de grupo el conductor delante del automóvil que va puede inesperadamente desplazarse en una serie derecha ante el automóvil cerca contrario que se encuentra (fig. 33,), habiendo puesto al conductor del automóvil, que lo sigue, en la situación crítica. Al fin, es necesario tomar en consideración que el conductor moviente delante del automóvil puede inesperadamente aceptar es más izquierdo, recorriendo el obstáculo sobre la parte transitable (fig. 33,).

los Ejemplos de las situaciones críticas al adelantamiento

los Ejemplos de las situaciones críticas al adelantamiento

Fig. 33. Los ejemplos de las situaciones críticas al adelantamiento

las distancias Seguras para el adelantamiento hasta el automóvil contrario deben abastecer la revista buena del camino. Pero ya que tales distancias son bastante considerables (no menos 500... 700, la parte del adelantamiento debe ser en la medida de lo posible a las rectas - sin vueltas, las elevaciones, las inclinaciones, que limitan la visibilidad (fig. 34). Además, hasta a la visibilidad buena el adelantamiento con la velocidad grande del automóvil, que hace la vuelta, es arriesgado, puesto que la fuerza lateral inerte puede superar la fuerza de cohesión de las ruedas con el camino y el automóvil llevará del camino.

el Adelantamiento y la vuelta - por sí mismos las maniobras no fáciles, no siguen complementariamente complicarlos. Con las condiciones favorables es posible hacer el adelantamiento a la salida de la vuelta.

la Restricción de la visibilidad al adelantamiento sobre la elevación () y sobre las vueltas ()

Fig. 34. La restricción de la visibilidad al adelantamiento sobre la elevación (y sobre las vueltas ()

es especialmente peligrosa la ejecución del adelantamiento, cuando la diferencia de las velocidades relativas de los automóviles es muy pequeña, puesto que los dos coches dvizhutsja con la velocidad próxima a máxima, y al exceso insignificante a la velocidad de un automóvil (dentro de los límites de 3... 5 km/h) la extensión de la zona del adelantamiento se aumentan, complicando para el conductor la pronosticación de la situación en el camino (cm. La tabla 4 y fig. 35). Prácticamente, si la diferencia en las velocidades de los automóviles que adelanta y adelantados menos de 20 km/h, sigue negarse al adelantamiento.

Tales adelantamientos terminan, como regla, en las condiciones de conflicto partida difícil contraria y más a menudo llevan a los accidentes de tráfico con las consecuencias más pesadas. Por eso, cuando el automóvil que va delante dvizhetsja con una bastante alta velocidad, a a usted surge el deseo de adelantarlo, piensen una vez más, si así es necesaria en la situación dada esta maniobra y que él dará. Más vale no arriesgarse, reducir la velocidad y esperar el momento, conveniente más para el adelantamiento. La extensión aproximada de la zona del adelantamiento (a las velocidades diferentes del movimiento es llevada en la tabla 4.

el Esquema del adelantamiento

Fig. 35. El esquema del adelantamiento

Son las condiciones, a que es necesario negarse al adelantamiento en general. Al mal tiempo, cuando la parte transitable mojado y, por consiguiente, escurridizo, y la visibilidad es limitada, no debe arriesgarse en la esperanza ganar unos minutos, a a veces el segundo. Mismo se refiere al camino cubierto con la suciedad que es a menudo en las regiones rurales del país durante los trabajos primaverales y otoñales de campo. Si durante el malo tiempo vosotros se decidan al adelantamiento, seguís que antes del comienzo de la maniobra sean incluidos los limpiaparabrisas, de otro modo la suciedad de debajo de las ruedas que va delante del automóvil le privará con seguridad de la visibilidad, a incluso los limpiaparabrisas a la maniobra, seréis obligados a distraeros directamente de la dirección del coche que es peligroso en la situación semejante. En la helada y la niebla los adelantamientos son prohibidos.

<= la página anterior - la página siguiente =>